Puro encanto: Alina Cojocaru

Menuda y de aspecto frágil, su encanto y habilidad técnica resultan impresionantes cuando entra a un escenario. Alina Cojocaru, nacida en Bucarest, Rumania, representa una perfecta fusión entre la elegancia del estilo inglés que adquirió en el Royal Ballet, y la proyección de movimiento del estilo ruso que cultivó durante siete años en Kiev.

Su danza es formidable, con la afortunada cualidad de ser pequeña y asimismo con un tremendo impacto en el espacio, virtudes que solo poseen las grandes bailarinas. Sus giros, su aplomo, su petit allegro preciso y delicado, combinado con su afinada expresión muestran su compromiso de hacer del movimiento una auténtica obra de arte.

Alina Cojocaru, La Bella Durmiente

Actualmente es miembro del Royal Ballet de Londres, pero actúa como artista invitada en escenarios de todo el mundo con mayor frecuencia que muchas otras importantes bailarinas. Su repertorio incluye los más célebres ballets clásicos. Desde hace dos años es considerada la musa de John Neumeier, (director artístico y coreógrafo del Ballet de Hamburgo)  que la describe como the method dancer of all time, para la que diseña coreografías especialmente.

Fascinación y sutileza: así de define el distinguido quehacer de Cojocaru en papeles como Giselle, o La Bella Durmiente

Junto a Johan Kobborg hace un equipo teatral maravilloso. Un tándem perfecto

Alina Cojocaru y Johan Kobborg

About these ads

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s